Logo-blanco-2

Bancos tradicionales y fintech: ¿qué es lo que más valoran los usuarios?

Esta nota fue leida por 226 personas
18/07/2023

Un estudio de PwC Argentina sobre encuestados en Argentina reveló que el 40% utiliza aplicaciones de bancos digitales.

PwC Argentina reveló los resultados de la cuarta edición del Estudio Banking & Fintech, cuyo objetivo es relevar tendencias entre los usuarios de entidades financieras tradicionales y fintech, que a partir de este sumó temas relacionados a medios de pago.
Las encuestas tomaron como referencia la pirámide poblacional 2021 y el estudio del Mercado de Trabajo, ambos publicados por el INDEC, y abarcó también los principales conglomerados urbanos del territorio argentino. Estos son los principales datos recopilados.

Comportamiento de los usuarios de los bancos tradicionales

En cuanto al uso de bancos, el 83% de los encuestados reveló utilizar bancos tradicionales para realizar transacciones financieras, dentro de los cuales, el 48% manifestó operar con un solo banco durante el 2022. Al analizar la antigüedad del cliente en su banco principal, se observó que el 44% opera con el mismo hace más de cinco años, en comparación de 2021 donde solo el 33% elegía esta opción.

Se consultó también cuál es el factor principal que tienen en cuenta a la hora de relacionarse con una entidad bancaria y el 29% respondió que considera importante poder realizar retiros de efectivo sin cargo, seguido por el 21% que valora no tener que abonar costos de mantenimiento por su cuenta, mientras que el 17% prioriza el funcionamiento eficiente de su aplicación móvil. Los descuentos y promociones quedaron en último lugar de las opciones, con un 10% de preferencia.A lo largo del 2022, los principales productos y servicios bancarios con los que se relacionaron fueron: transferencias (58%), débitos automáticos (49%) y, en tercer lugar, tarjetas de crédito (42%). Por otro lado, el 50% de los clientes utilizó canales electrónicos de su banco principal durante el último año, fenómeno que evidencia el crecimiento de la digitalización y su penetración a nivel general en todos los rangos etarios.

Los medios de pago más elegidos por los encuestados son la tarjeta de débito con un 42%, mientras que un 23% del total declaró optar por el efectivo. El 40% de aquellos que prefieren el primer medio de pago tiene más de 55 años, mientras que el 48% de quienes eligen el efectivo, pertenecen a grupos más jóvenes.

Un dato novedoso es que el 55% de los encuestados que opera con bancos tradicionales menciona haber utilizado el pago con QR durante el último año.

La aplicación móvil y el home banking son los canales de atención más elegidos para operar diariamente. La preferencia por el uso diario de la app se da de forma repartida en todos los rangos encuestados: en primer lugar, se encuentra el grupo de 35 a 54 años con el 37%, segundo el de 18 a 34 años, representando el 36% y, por último, los mayores de 55 años con un 26%.

“Más de la mitad de los encuestados opinan que las aplicaciones digitales son menos burocráticas a la hora de pedir financiación o dar de alta un producto, lo que agiliza el proceso de “onboarding” y genera una mejor experiencia del usuario. Aun así, el 58% de las personas declaran utilizar a las fintech como complemento de su banco tradicional”, comentó Rosana Mazza, socia de PwC Argentina de la práctica de Digital Services & FS Consulting.

Comportamiento de usuarios de fintech

El 80% de estos usuarios son clientes de bancos y de este total, se puede observar que el 13% pertenece a los sectores altos, el 49% a los sectores medios y el 38% a los sectores bajos.

Además, el 37% tiene entre 18 y 34 años, el 42% entre 35 y 54 años y el 21%, más de 55 años. El 39% son empleados en relación de dependencia, el 29% trabajan de manera autónoma o independiente, el 12% es empleado público, otro 12% está desempleado y el 9%, jubilado.

El informe indicó que el 11% de las personas encuestadas usan las aplicaciones digitales relacionadas a “Seguros” y las que tienen que ver con “Préstamos” fueron utilizadas por el 43%.

Las aplicaciones relacionadas a “Cripto Exchange” tienen un uso del 33% en el país. La edad promedio de las personas que las utilizan es de 39 años. En comparación con Uruguay y Paraguay, Argentina se encuentra dentro de los países con mayor uso en este tipo de aplicaciones.

De los encuestados en Argentina, el 40% utiliza aplicaciones de bancos digitales. Esta vertical de servicio solo se analizó en el caso de Argentina, dado el volumen de bancos digitales en el país. En Argentina, el 43% de las personas que utilizan este tipo de aplicaciones son empleados en relación de dependencia, mientras que el 25% representa la población que trabaja de manera autónoma o independiente. Además, el 13% se encuentra desempleado, el 10% corresponde a empleados estatales y el 9% corresponde a jubilados.

El 85% de los usuarios de fintech utiliza aplicaciones de transacciones y pagos. En Argentina, el 39% son empleados en relación de dependencia, el 29% trabajan de manera autónoma o independiente, el 12% es empleado público, otro 12% está desempleado y el 9%, jubilado. En Uruguay, la tendencia es parecida, con mayor cantidad de empleados en relación de dependencia. En cambio, en Paraguay, se observa que hay más personas que trabajan de manera autónoma o independiente. En los 3 países, los empleados públicos representan menos del 20%.

El 23% de los usuarios fintech utilizan aplicaciones de inversiones. Asimismo y siguiendo con la muestra de Argentina, si analizamos usuarios que utilizan estas aplicaciones por nivel socioeconómico y grupo etario, podemos observar que en los sectores altos el 71% tienen entre 45 y 54 años. En los sectores medios y bajos, se destacan las personas que tienen entre 35 y 44 años. Aquellos que tienen más de 55 años suelen estar en el sector medio bajo.

En Argentina, el 28% de las personas que utilizan Apps de Cripto son autónomos o independientes, mientras que más del doble representa la población que trabaja en relación de dependencia. En Paraguay, en cambio, se ve una proporción inversa, siendo el 43% autónomo o independiente y el 22% en relación de dependencia. Por último, en Uruguay, no existe una brecha significativa, sólo del 4%, representando en promedio (32%) ambas situaciones laborales.

Mazza consideró que “la necesidad de resolver consultas o realizar transacciones en tiempo real es un hecho que va a la par del desarrollo tecnológico y el surgimiento de usuarios que cada vez valoran más las respuestas hechas a su medida, por un lado, y que se atreven a probar alternativas si la entidad con la que operan no les brinda una buena experiencia, por otro “ y continuó, “Más allá de ello y del fenómeno bien conocido de las fintech, sigue habiendo una presencia muy fuerte de los bancos en la vida de los usuarios, ya que el 49% aún valora la atención presencial que un banco tradicional ofrece”.

“Si bien los clientes de entidades financieras valoran la rapidez y agilidad de las operaciones que las aplicaciones digitales ofrecen, los segmentos con menor educación financiera todavía valoran los atributos de los bancos tradicionales. Por otro lado, los medios de pago tienen espacio para seguir creciendo, por lo que deberán continuar educando a los clientes y comercios para que el uso de efectivo disminuya, evitando así la informalidad y promoviendo alternativas como la tarjeta de débito de un banco tradicional o una transferencia 3.0 de una billetera virtual”, concluyó Mazza.

18/07/2023

¡Suscribite a nuestro newsletter
para no perderte nuestras novedades!

¿No tienes cuenta?  Registrate aquí